lunes, 7 de marzo de 2016

Pautas para "resistir" una anestesia. Introducción



"La dejamos descansando en su cama, salimos del cuarto y afuera él me explicó que se trataba de otro tumor, pero ya estaba demasiado anciana para intentar operarla de nuevo, no resistiría la anestesia; sólo podía tratar de controlar el dolor y asistirla para que muriera en paz".
-Isabel Allende, Retrato en Sepia



¡Pobre de la señora Paulina! La abuela de Aurora del Valle (personaje principal de la novela de Isabel Allende) eventualmente no podría beneficiarse de una intervención quirúrgica, para librarse de un peligroso tumor, pues no "resistiría" la anestesia y moriría inevitablemente en sala de operaciones.

Como si someterse a un acto médico anestésico fuese equivalente a rodar una pesada e inmensa roca cuesta arriba hasta la cima de una montaña: pacientes jóvenes y saludables a duras penas llegarán vivos a la cima, pacientes ancianos y enfermos del corazón morirán en el intento.
¡Así definitivamente no es!

La anestesia en cirugía es un complejo procedimiento que comprende el uso de diversas técnicas y fármacos por un especialista, cuyos objetivos son suprimir el dolor intra y post operatorio, con pérdida de la consciencia o no, y mantener estables las funciones vitales aún en pacientes con la más severa enfermedad.

En los siguientes posts explicaremos cómo un anestesiólogo competente puede conducir con éxito una anestesia en un paciente anciano con enfermedad severa cardíaca, respiratoria, renal, neurológica. En otras palabras, le daremos pautas de cómo "resistir" una anestesia.

Continúa en el próximo post: La anestesia se "resiste" mejor mientras menos compleja sea
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...