jueves, 16 de enero de 2014

El Anestesiólogo Cardiovascular hace aclaración al cardiólogo de Óscar Avilés: la anestesia no es la causa de su crítico estado. (Tercera y última parte)

Viene del post anterior.

Vamos a resumir lo expuesto acerca de las complicaciones de la cirugía cardíaca de Óscar Avilés en los dos post anteriores:

1.- La cirugía de la válvula aórtica es de alto riesgo. La avanzada edad (90 años) es un gran factor de riesgo adicional.

2.- La técnica quirúrgica, los procedimientos y drogas propios de la anestesia y la máquina de corazón/pulmón artificial, pese a lo seguros que son y a su noble finalidad, ocasionan cambios en todos los órganos del cuerpo humano. Estos cambios son poco a poco revertidos aunque en pacientes de avanzada edad este proceso es más dificultoso.

3.- El problema de la válvula aórtica debe solucionarse en una sola cirugía. Cualquier cirugía adicional, para solucionar alguna complicación de la cirugía previa, va a elevar considerablemente la mortalidad.

A través de la prensa nos enteramos de que el paciente tuvo que volver a ser operado para detener una abundante hemorragia del corazón y/o tejidos adyacentes. Se tiene que abrir nuevamente el tórax y eso predispone, entre otras cosas, a severas infecciones como mediastinitis y posteriormente sepsis. Además, la hemorragia provoca hipotensión arterial severa que disminuye  el flujo de sangre a los riñones causándoles enorme daño.

Esquema de la hemodiálisis. http://www.geosalud.com/Urinario/rinones.htm

De nuestra experiencia en anestesia y cuidados postoperatorios cardiovasculares podemos asumir que la baja en el flujo sanguíneo renal por la hipotensión derivada de la hemorragia postquirúrgica dañó severamente a los riñones. De ahí la necesidad de hemodiálisis de urgencia (¡en estas circunstancias no se le puede calificar como "de apoyo"!). Cuando un paciente postoperado del corazón necesita hemodiálisis significa que el pronóstico se torna aún más sombrío

Demostramos que el origen primordial del daño a los riñones (falla renal aguda)  no es producto de una "reacción a la anestesia" sino consecuencia de una disminución marcada del flujo sanguíneo renal debida al severo sangrado intra y postoperatorio y a una probable sepsis con foco en el tórax (mediastinitis) muy favorecida por una nueva apertura del tórax (reintervención para revisión de sangrado).

Esperamos de todo corazón una pronta y total recuperación del Sr. Óscar Avilés.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...