miércoles, 19 de enero de 2011

Gustavo Cerati: (viagra + cocaína) farmacodinámica de una tragedia


Con el mayor respeto a la memoria de Gustavo Cerati, nos permitimos formular una explicación de cómo la combinación de ciertos fármacos ocasionó sus graves padecimientos y su posterior muerte.


GUSTAVO CERATI: LO QUE NADIE QUIERE CONTAR
El cantante está cada vez más complicado. Sin esperanzas 
INFORME ESPECIAL - La verdad sobre el estado de salud del cantante se hace cada vez más insostenible.

A casi seis meses del accidente cerebro vascular sufrido por el cantante Gustavo Cerati varias han sido las versiones acerca de su estado de salud. Incluso se ha confirmado su muerte en algunos portales de internet, pero: ¿Cuál es la verdad? ¿Qué se esconde? ¿Hay un acuerdo de silencio entre algunos medios de prensa y la familia? ¿Hubo viagra en exceso? El último parte médico, según publica el sitio web del cantante, fue publicado el pasado 2 de diciembre del año pasado. Crónica pudo averiguar varios detalles que fueron ocultados a lo largo de estos 6 meses y el rumor cada vez toma más fuerza desde la clínica Alcla, de menor complejidad, donde la información comienza a filtrarse.



El último parte médico indica: “El paciente Gustavo Cerati se halla compensado hemodinámicamente, sin complicaciones ni intercurrencias actuales. Neurológicamente presenta signos de reacción al estímulo térmico respondiendo con gestos de ‘retirada’. Se continúa con el plan de desconexión de la respiración mecánica (Weaning) con períodos progresivamente mayores de respiración espontánea. El resto de su evolución se mantiene estable”.



Los detalles que la familia de Gustavo Cerati no hizo público, tratan acerca de la demora en la llegada de la ambulancia que atendió en un primer momento al cantante en Venezuela. Aunque se destacaba la rapidez de la atención médica, lo cierto que el cantante habría estado “tirado” casi dos horas en el piso detrás del escenario esperando por auxilio médico.

No sólo esto sería uno de los misterios no develados, también el nivel de enojo de la familia con la novia del cantante Chloé Bello, que habría sido la responsable del consumo en exceso de algunas drogas, de las cuales no se especificaron, y viagra, un verdadero combo explosivo que habría acelerado en más de una oportunidad a Cerati, un hombre de 50 años.


La atención demorada y los excesos generaron un pacto de silencio entre familiares y varios medios, que juraron no hacer nada público, sólo amigos de familiares, entorno extremadamente cercano, sabían la verdad acerca de lo sucedido, pero siempre trataron de confiar en los médicos de la Clínica Fleni, centro que incluso no habría querido seguir manteniendo en su centro al cantante para no asumir el “costo político” de una muerte tan popular. Incluso sería la fe de sus fanáticos lo que aún mantendría viva la esperanza de la familia, aunque la realidad sería otra. En la clínica ya no hay esperanza de vida y el rumor sobre el verdadero estado de salud comienza a ser insostenible., Gustavo cerati

Artículo del diario "Crónica" de Argentina.

Cómo no lamentar lo que está sucediendo con el gran Gustavo Cerati. Sí, el vocalista y cantante de Soda Stéreo. Ese sensacional grupo argentino de rock, cuya música me acompañó en tantas juergas, amanecidas, aventuras y romances en los años 80.


Como muchas estrellas de rock, Gustavo Cerati era un ávido consumidor de clorhidrato de cocaína. Ese polvillo mágico cuya aspiración hace que nunca te canses, que no te sientas "corto" para nada, que puedas juerguear toda la noche bebiendo todo el trago que quieras. Años de años. Pero algún día llegaría la factura.

Últimamente agregó el viagra (sildenafil) a sus hábitos. Sí, ese medicamento utilizado para corregir la disfunción eréctil. La impotencia sexual. No creemos que ése fuera problema de Cerati, sólo tiene 50 años. Mas, en una vida a toda velocidad, con giras agotadoras, conciertos cinco días a la semana, fanáticas enamoradas (dispuestas a todo) y, por si fuera poco, una joven y hermosa novia (Chloé), para  no perderse ninguno de semejantes placeres la combinación cocaína + sildenafil era utilísima.


Con la cocaína no existía pierde: resistías toda la noche bailando, alcoholizándote y con toda la "chispa" y palabreo para cortejar, con éxito, a bellas damas fanáticas. Y el sildenafil que te hacía capaz de tener todos los encuentros sexuales posibles en una noche. ¡Cómo resistirse a la sublimidad de esta combinación!

Pero la cocaína tiene, entre otros, efectos cardiovasculares. Produce vasoconstricción cerebral. Las arterias cerebrales se contraen y disminuyen su calibre. Menor flujo de sangre para el cerebro, menor suministro de oxígeno. En un abuso crónico de la droga que no extrañe una vasoconstricción cerebral crónica.


Y el sildenafil, por el contrario, dilata las arterias pulmonares. Entonces éstas "roban" sangre de la arteria aorta, la que enviará sangre  con nutrientes al cerebro y a todo el cuerpo humano. Baja la drásticamente presión con la que la sangre llega al cerebro.

Termina un concierto agotador, llegan las fanáticas y hay que divertirlas y satisfacerlas, litros de alcohol, la vida a toda velocidad. Que venga la cocaína. Terminó la fiesta, es hora del delicioso sexo, toda la noche. Que venga el viagra. Diez "polvoretes" por velada.


Se olvida un pequeño detalle: agotamiento + vida desenfrenada + cocaína (vasos cerebrales disminuyen su calibre) + viagra (baja la presión arterial) = accidente cerebro-vascular isquémico (déficit de oxígeno) severo.

Consecuencia: Gustavo en estado vegetativo, muerto en vida. Nunca más nos regalará el riff inicial de "Ventana Americana", que acompañaba cada "sacada de plan a las hembritas" en los 80's. Nunca más nos excitará el alma cantando "me verás volar por la ciudad de la furia". Recordaremos esa hermosa época en que éramos "veinteañeros" con un toque de tristeza.



Gracias totales.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...